viernes, 20 de enero de 2017

Recomendaciones sobre vestimenta Medieval. Primera mitad siglo XIV:

El Ayuntamiento de Montiel
Invita a todos aquellos que se vayan a vestir de época durante
 las Jornadas de Recreación Histórica “MONTIEL MEDIEVAL,
a seguir unas orientaciones para hacerlo correctamente:

Al hablar de la indumentaria debemos tener en cuenta que, aunque la moda cambia, hay modelos que se mantienen casi inalterables al tiempo que surgen nuevos diseños.
En la primera mitad del siglo XIV, la indumentaria es muy similar a la de la centuria anterior. La forma de vestir es muy homogénea, diferenciándose las clases sociales tan sólo por la calidad de los tejidos y, en el caso de hombres y mujeres, por la mayor longitud de los trajes femeninos.
A partir de mediados de siglo, surgen cambios que escandalizan a los más tradicionales y que, poco a poco, se irán extendiendo al conjunto de la población. Aumentan ligeramente los escotes, se ciñen los trajes femeninos y masculinos, se exageran las mangas, los hombres dejan las calzas a la vista por encima del muslo, los tocados se hacen más extravagantes, etc.
Las bragas, utilizadas solamente por los hombres, podían ser de distintas longitudes.  Con frecuencia, aparecen en las pinturas como unos pantalones cortos que cubren medio muslo. Como ropa interior, no debía verse, pero el calor durante la labor en el campo u otras actividades similares podía llevar a los más humildes a trabajar en camisa y bragas.
Solían ajustarse a la cintura con una cinta o braguero (un cinturón del que colgaban cuatro cintas o ligas).
La camisa, de sarga, lino o seda, formaba parte de la ropa interior de hombres y mujeres. Aunque generalmente quedaba oculta bajo la ropa, en algunos casos se dejaba ver por debajo de la saya. Por ese motivo, no era extraño que aquellos que pudieran permitírselo la llevaran bordada (casi siempre con motivos geométricos) en cuellos, puños o bajos.
Aunque las mujeres las usaban invariablemente largas, los hombres las vestían de longitudes variables. A partir de la segunda mitad del siglo XIV se extendió el uso de prendas de vestir más cortas y ajustadas, lo que hizo necesario reducir su tamaño y ceñirlas con cuerdas.

Hombres:
TEJIDOS, COLORES Y ADORNOS TEXTILES: Los plebeyos (siervos de la gleba, comerciantes, soldados en ropa civil, artesanos, damas plebeyas, cortesanas, etc.) podrán emplear los siguientes tejidos:- Lino- Paño de lana forrado de lino o lienzo, cáñamo fino
Todos ellos, a ser posible, en el color de la fibra sin teñir, o con tintes de la gama de los ocres, marrones, naranjas no butano, sino tipo calabaza  , pardos, crudos... azules cielo, grises, beiges, verdes musgo. 

TIPO DE PRENDAS: Atendiendo a las indicaciones anteriores de colores y tejidos, las prendas a vestir serán según la clase social y sexo:
HOMBRES:
PLEBEYOS: Prendas MINIMAS que deben ser vestidas por estos personajes:
Calzas (sustituible por mallas, leggings con base mejor de algodón de color marrón y negro);

Cofia o crespina, también dicha crespina (color crudo)-
Cinturón de cuero marrón o color natural (no negro) con hebilla del S. XIV, o sistema de lengua de serpiente  (no valen los negros ni con un ancho superior a medio dedo. Puede usarse en su defecto un cordel blanco o beige de los gordos, como el de las cortinas).-
Túnica interior (ropilla interior) en forma de T

Túnica exterior en forma de T con tejidos y colores históricos arriba descritos evitando telas artificiales, brillantes y anacrónicas para el siglo XIV: Nylon, rayón, polyester.  En invierno: Lana, paño de lana, sarga... a ser posible forrados en lino o lienzo (vale el de sábanas crudo)

- Calzado histórico del XIV (en nuestro caso sustituibles por espardeñas de cáñamo o sisal ("catalanas"), las famosas sandalias mallorquinas, babuchas árabes de lengüeta abatible (solo marrones claro u oscuro)

- Balandre. Prenda popular hispánica hasta el siglo XV
Capa aguadera (con capucha)  De lana, paño de lana, sarga.  Colores crudos: marrones, azules, grises, ocre, naranja calabaza ocre, verde,
Garnacha de lana  Túnica de lana más tupida
Limosnera (de tela)
- Bolso de bandolera (de tela)
Zurrón clásico de pastor de cuero o tela

MUJERES:
Las vestimentas de las mujeres deberán ser consecuentes con la categoría del personaje que se represente.
 Clases bajas colores pardos, ocres, todo tipo de marrones, verdes, claros, crudos, rojos vino tinto, azules claros, Anaranjados tierra etc...
Calzas: Se pueden llevar leotardos o los medios calcetines de lana elastificada con lycra, colores grises, marrones, negros
Camisa. Como una túnica interior, mismo patrón en T con triángulos.
Cinto, de cuero o tela. (Como los hombres)

Saya. Vestido en forma de "T" con triángulos para darle vuelo. De lana, colores los mismos marcados arriba
Pellote. 
Capa de lana.
Calzado histórico del XIV (no se admiten botas de media caña)
Los descritos para hombre


¿DE QUÉ NOS PODEMOS VESTIR

 La sociedad de la Edad Media estaba formada, en su mayoría por campesinos y pequeños artesanos. La gente vivía  en el campo y del campo. Una minoría social estaba formada por los nobles y caballeros. Eran dueños de grandes tierras y castillos. También la componían los eclesiásticos porque la Iglesia en esta época tenía mucho poder. La mentalidad era religiosa. Las peregrinaciones eran muy importantes a lugares santos como Jerusalén, Roma o Santiago de Compostela. Las guerras eran frecuentes,  eran abundantes los soldados. No podemos olvidar que convivían cristianos, judíos y musulmanes, por lo cual es correcto vestirse de cualquiera de ellos. Los titiriteros entretenían al pueblo en la calle los días de fiesta.

Os dejamos algunos ejemplos de vestimenta:






Este manual podéis encontrarlo en tiendas de Telas, abalorios  y complementos o modistas de Montiel donde se ha repartido para que de igual manera orienten a sus clientes en la confeccion de su traje para Montiel Medieval.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada